Datos personales

Mi foto
Sigo instalada en los "taitantos" y los abuelos siguen a hacer puñetas de aqui... Pero al menos el marido parece haber sentado el trasero, duermo algo por las noches y mi carrera laboral empieza a parecerse a algo. Lo que sigue siendo interesante es mi red de apoyo variopinta, internacional y virtual y las aventuras de la Superfamilia espero... Pasa y acomodate.

martes, enero 04, 2011

El humo ciega tus ojos

Bueno en mi caso hace tiempo que no los ciega porque en Alemania existe una legislación antitabaco desde hace un par de años, pero he podido comprobar de primera mano en mi estancia navideña que los ojos de muchos fumadores y no fumadores están tan llenitos de humo que hay que escuchar un montón de barbaridades cuando de lo que se trata es de algo tan sencillo como el respeto a los demás.

Escuchado en Madrid, del 23 de Diciembre al 2 de Enero:

* "Somos un país tercermundista donde se prohibe todo"/"Ya sólo me queda emigrar": Pues lo siento pero no. La idea no es ni siquera originalmente española sino que probablemente viene a cuento de esta propuesta del Consejo Europeo.

* "Es una ley que llega tarde y mal, muchos otros países civilizados tienen una incluso más restrictiva": Pues no, en realidad la española es de las más restrictivas y no hay tantos países en el mundo donde esté prohibido fumar por ley en espacios cerrados. Como siempre, lo mejor es acudir a Santa Wiki para tener una visión actualizada del tema.

* "La culpa la tiene este gobierno, que no da una a derechas": Me remito al comentario primero y me permito señalar que seguramente la ley se ha aprobado en el Parlamento y más de un grupo político la habrá votado.

* "Los fumadores son drogadictos, desconsiderados, descerebrados...": Habrá de todo como en la viña de Zeus. Yo fume durante una temporada de mi vida y de verdad que no pude apreciar ningún cambio considerable entre el último cigarillo y el del día después. En general, lo que sí solemos ser en España es bastante desconsiderados, pero en ese sentido hay poca distinción entre partidos políticos, sexo, edad, religión o si fumas.

* "Los bares son negocios privados y por lo tanto tendría que ser su dueño el que decide si se fuma o no": a esta le tengo mucho cariño además, porque es de mi Supermadre. Un bar es un negocio privado que oferta un servicio cara al público y tiene trabajadores. Como tal, tiene que cumplir la normativa vigente de seguridad laboral y salud pública. Vamos, que al dueño no se le puede poner en los mengues decidir que dobla el aforo porque le da la gana, ni decidir si se fuma dentro, si resulta que fumar está prohibido en cualquier lugar en el que esté gente trabajando.

* "Fumar te va a matar de un cancer de pulmón": O no... no voy a ponerme a daros otra clase sobre estadística. Cierto es que las probabilidades de que te toque, las tienes más altas. Pero de ahí a tenerlo firmado, va un trecho.

* "Hasta ahora existía la posibilidad de ir a bares "sin humo" y con eso ya estaba garantizada la libertad del no fumador": Jo, por lo visto yo era la única tonta en todo Madrid con sólo media hora para comer y ningún bar de esos sin humos cerca del curro. Porque media España come de menú del día. Es algo que nos envidian los colegas extranjeros por donde quiera que voy: los dos platos, pan y postre a un precio asequible. Pero mi elección no pasaba de ahumarme dentro de un bar o llevarme la tartera de casa y comer frío. Jamás se tuvo que permitir el fumar en lugares donde se sirve comidas, eso lo tengo clarísimo. Los sitios de copas es otro cantar. Pero los bares, esa cultura de la caña y el tapeo que también nos envidia media Europa... eso hubiera sido mejor dejarlo oler y saber a lo que huele y sabe.

Y no voz a mencionar las veces que me hacía pis "ya o ya" durante el embarazo (cariño, mira a ver si el bar de ahí es sin humos) o cuando la niña, que ha salido a mí en eso, pedía teta también "ya o ya" porque entiendo que son casos particulares, pero supongo que casos particulares de esos también hay cientos.


De todas maneras lo que no se le escapa a nadie es que si se ha tenido que mediar, es porque hasta ahora ha existido una falta de respeto absoluta hacia el espacio del no fumador. En Alemania jamás se me hubiera ocurrido abogar por una ley como esta, porque se podía salir a tomar una cerveza sin volver oliendo a cenicero, incluso mucho antes de que lo prohibieran en muchos sitios. Al lado de mi casa tengo un par de cafés "sin humos". No sólo no parecen no perder clientela sino que siempre que paso están bastante llenos. Aquí las zonas separadas para fumadores están aisladas a cal y canto desde que entró en vigor la ley (parecida a la anterior española), en España eran una triste burla.

Yo fui fumadora en un periodo de mi vida y puedo afirmar que jamás me encendí un pitillo sin preguntar a las personas que me rodeaban si molestaba, que es lo que yo consideraba normal. Después de dejarlo me he dado cuenta que de normal nada. Y no soy precisamente conflictiva o talibana anti-tabaco, pero es que me han llegado a entrar en una sala de aeropuerto medio vacía y encenderme un cigarro en la nariz estando embarazada de cinco meses y debajo del cartel de "prohibido fumar" para más chufla. Y sí, mis queridos fumadores, esas cosas, queman más que el humo del tabaco.

Hoy leo en el periódico que le han abierto la cabeza al dueño de un bar por tratar de hacer cumplir la ley. En fin, espero que en un par de meses la cosa se quede en una anécdota más y todos nos hayamos acostumbrado a vivir con menos humo. Y a todos, fumadores y no fumadores, os dedico este vídeo:

7 comentarios:

Leia Organa dijo...

Jejeje, yo jamás he fumado, pero no soy una talibana anti-tabaco; Obi-Wan fuma y aún así le hablo...

Pero me parece que el RESPETO, por unos y por otros es imprescindible; yo respeto para que no fumes en la calle y tu respetame a mi y no fumes en el ascensor, amos digo yo ¿no?.

Ahora veo que he tenido suerte pues Obi-Wan lleva un tiempo pensando en dejarlo (por el bebé) y de sólo pensarlo se pone nervioso y... ¡se enciende un cigarro!.

R.Holiday dijo...

Soy fumadora fija-discontínua,he llegado a estar 4 años sin fumar y después de cometer el error de volver a fumar,ha pasado periodos de 6 meses a 1 año sin fumar.
Me alegro enormemente de que lo prohiban,pues ,al igual que tú,me molesta mucho que "me fumen" encima a la hora de comer o entrar en un servicio y comprobar que la anterior meona ha dejado allí el cigarrito pestilente.
pero por lo que más me alegro es porque si me prohiben el pitillo de después de la cerveza conseguiré-por fin-dejarlo de una vez por todas,pues es en los bares de copas donde suelo recaer.

Titajú dijo...

Pues yo opino como tu mami: no soy fumadora y no l o he sido nunca, pero entiendo la gente que fuma con su café (que tampoco me gusta y dicen que es igual de nocivo).
Creo que es una ley exagerada, no entiendo que no se pueda fumar en los parques, y no entiendo que no se pueda fumar en la puerta de los hospitales. ¿dónde van a tener que ir a fumar los pacientes, a medio del monte (en pijama)?
Feliz Año, Sw.

Melisa dijo...

Amen superwoman, solo dos cosas cambiaría y podría haberlo escrito yo. La primera que nunca he fumado y la segunda que muchas veces que un fumador me preguntaba si me molestaba que fumase me hubiera gustado poder decirle que sí, pero no había confianza o era la única no fumadora o la cortesía mal entendida podía con mi negativa. Si se puede preguntar es pq se puede pasar sin cigarro así que mejor ahorraras la pregunta y el tabaco y no poner al otro en la situación de tener que decir no :)

Paula dijo...

Yo entiendo que el cambio es muy radical, que hemos pasado de encontrarnos al médico fumando en la consulta, de que todo el mundo te ofreciera un cigarro como un acto de cortesía, de vivir con el humo con toda naturalidad, al extremo contrario, a la persecución incluso.
Pero a poco que uno intente razonar se tiene que dar cuenta de que por encima de la necesidad del fumador (¿necesidad?) está el bienestar de la sociedad. Y que fumar es una actividad molesta, y al igual que no es correcto encender el equipo de música a todo volumen a las tres de la mañana, y todo el mundo entiende que ese tema se regule, pues también se tienen que limitar los espacios en los que fumar, por una mera cuestión de convivencia.
Las puertas de los hospitales se crearon para que la gente entrara y saliera del y al hospital. Y se da la circunstancia de que la gente que entra y sale suele estar enferma. ¿Tan difícil es pensar en los demás? Sinceramente para mí es algo que cae por su propio peso.
Y si la anterior legislación nos la hubiésemos tomado un poco más en serio, no habría sido necesario endurecerla. Todavía no he estado en ninguna boda, ni en ninguna comida de empresa en la que no se haya hecho la vista gorda cuando la gente ha empezado a fumar. Y por supuesto, ni siquiera se pregunta a los que están alrededor. Se da por sentado que a nadie le importa.
Al final es lo mismo de siempre. Unos enarbolan la bandera de la libertad y del anti-prohibicionismo, y no se dan cuenta de que en su lucha están pisando la libertad de su vecino. Porque el fumador elige cuando quiere fumar. Pero yo no.

Superwoman dijo...

Mandale a fumar a la terraza Leia, asi fumara menos... Por cierto, hemos visto estas Navidades la trilogia, la original... que lujazo.

Rose cuore, el cambio de habitos es necesario porque parece que no, pero asociamos el cigarro a determinadas situaciones.

Ju, esta vez creo que no vamos a estar de acuerdo. El cafe es nocivo si te bebes un cubo diario. En pequeñas cantidades (hasta cuatro tacitas de moka), es incluso una salvacion para gente que tiene la tension por los suelos como yo. Y normalmente la gente no le abre la cabeza al camarero si este le dice que se le ha roto la maquina de cafe, porque no es tan adictivo. Pocos fumadores conozco que puedan controlar cuanto fuman... ahi quiza entraria el control de la industria del tabaco y no tengo tiempo ahora mismo para extenderme.

Del tema de los hospitales, no se, es que me parece un contrasentido pedir una sala de fumadores en el hospital... es como pedir una sala para masturbarse en una iglesia. Vale que son las dos cosas necesidades corporales, satisfacciones que nos damos o vicios, como lo quieras ver, pero sencillamente no se hace en algunos lugares por respeto a los demas, como explica muy bien Paula. Si entiendo que como el mono de nicotina es una adiccion fisica, se tendria que suministrar parches gratuitamente a los pacientes ingresados y a aquellos familiares que por la razon que sea no pueden separarse de sus enfermos. Y a los demas, les viene hasta bien el paseito para despejarse.

Si, el tema de la cortesia mal entendida da para mucho rato, Melisa, pero a mi me ha pasado tambien lo contrario, preguntarme de tramite y como aqui estoy acostumbrada a que se dice no (los alemanes son directos, no hay dobles sentidos ;)) ponerse el que habia preguntado como un energumeno por no poderse fumar el cigarro...
Un supersaludo

Ciudadana Coja dijo...

Ey Ey! ¿dónde está la tecla de aplauso??? Me siento completamente de acuerdo contigo.
Ya era hora!!! estoy contenta de poder ir a un bar y poder conservar la ropa que me puse para otro día... sin tener que airearla (cosa que nunca funciona) y/o/u lavarla... eso en la parte menos trascendental del asunto... y me siento bien pudiendo respirar un aire menos viciado y llevar de vez en cuando al peque a tomar algo con nosotros sin fumar a la temprana edad de 5 años :)
Por otra parte, lo mismo que dice Melisa, en muchísimas ocasiones, la cortesía nunca me permitió decirle a un fumador que me molestaba que encendiese su cigarro delante de mi.
Y por otra parte, la ley debe endurecerse como lo ha hecho, y aún así, en los baños del hospital al que fui el viernes ya habían fumado y era como entrar a una discoteca en hora punta... ¡y eso que la ley es dura!!
Y sobre los parches gratuitos... de gratuitos nada, que los pagamos todos los contribuyentes... de hecho, se está planteando una ayuda de 300 € para los fumadores que quieran dejarlo. Pues eso!! que lo pagamos todos, así que es responsabilidad de todos.
Biquiños.

(Ir)Responsable también de esto...